martes, 19 de agosto de 2008

Paseo

Un sol de justicia. Un lugar lejano. La última parada. Una estrambótica entrada. Las puertas soportan mareas de gente mientras cae agua cuando no debería caer. Una espera. Las personas entran y salen, cada cual con su impresión distinta. Cada cual con su característica que los hacía comunes : eran diferentes.

Y entre todos aquellos rostros anónimos, se vislumbró tu sonrisa. Un abrazo. Dos besos. Tú. Yo. La entrada se aleja. No dejábamos de ser como los demás, éramos diferentes. Éramos nosotros.

Un río. Unos árboles. Una gorra. Un bolígrafo. Un tape gracioso. Un cruce. Una gasolinera. Una fuente. Una escultura roja. Un puente. El Pilar. La calle Alfonso. Independencia. Librería central. Libros. Los cañones. Gran Vía. Fnac. Libros. Siempre te ha gustado mucho la lectura, como a mí. Una amena conversación sobre lo último que hemos leído arranca los últimos minutos que nos quedan y regresamos.

De nuevo el sol, la entrada y tú. Posponemos el adiós, nos dirigimos al césped y nos tiramos, agotados. Hablamos, reímos. Unas pulseras. Pompas de jabón.

Finalmente llega el momento de separarnos. Un abrazo largo. Una mirada. Dos besos. Todo se parece al principio. Ella regresa a la entrada y yo vuelvo, en sentido opuesto. Todo o nada relaja mis orejas, mientras hago el mismo camino que he recorrido contigo a lo largo de la tarde.

Los mismos elementos de la ida toman un cariz de despedida, tornándose el paisaje más solemne del que lo recordaba cuando no tenía más preocupación que disfrutar de tu compañía.

Quizá estos elementos no fueran perfectos. Puede que la tarde y lo que hicimos no fuese perfecto. Pero fue mío. Fue tuyo. Fue nuestro.

4 comentarios:

Mafy dijo...

Ya te lo dije, me encanta. Sientes un montón de cosas leyendo el texto, te recuerda muchas tardes que a podido vivir cualquier persona ^^
Besos

Mafy

Almar dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Almar dijo...

Buenas, soy Almar, del Expreso. Vi tu blog que habías puesto tu blog en el Índice de Foros en Cabeza de Puerco y no me lo pensé dos veces y entré.

Como ya te he dicho en el Expreso, me encanta todo lo que escribes. Me he leído todas las entradas de tu blog (dirás que me aburro mucho y es verdad, pero siempre apetece leer cosas tan buenas). Y nada, eso, que está todo genial, como mucho alguna de las entradas de marzo no están tan bien (no están tan bien, pero eso no quiere decir que estén mal, están muy bien, pero es que las demas...). Pero bueno, que de 34 entradas haya 32 genial y 2 muy bien... yo creo que es una buena estadística =D

Un saludo,

Almar

Eli dijo...

Muy impresionista la entrada ^^ En frases cortas has conseguido captar una tarde. Ñaaa, voy a seguir juju!